La reflexión de Eco (1983, 25-29) respecto de la construcción de su propia El nombre de la rosa ilustra el carácter cosmológico de los relatos en los que "es necesario crear restricciones para inventar con libertad." *

La acción en El nombre de la rosa ocurre en noviembre de 1327 en una abadía italiana situada en las montañas. Tal es el cuadro: sus circunstancias espacio-temporales. ¿Por qué? Por una serie de constricciones necesarias —según Eco— para la coherencia y verosimilitud de la historia. Al preparar el material histórico ("real"), Eco afirma haber llegado a la conclusión que su novela debía incorporar el debate acerca de la pobreza franciscana y el asunto de la hostilidad de la Inquisición contra los fraticelli. También necesitaba un investigador —gran parte de la trama es acerca de un crimen después de todo— dotado con un gran don por la observación y con una especial sensibilidad para interpretar pistas. . . Tales atributos se encontraban sólo entre los franciscanos y sólo después de Roger Bacon: más específicamente, después de Occam, dado que es sólo después de Occam que "los signos son usados para adquirir un conocimiento acerca de los individuos" (26). Así, la historia sólo podía ocurrir en el siglo catorce.

Pero ¿por qué en noviembre de 1327?

Uno de los personajes es Michele da Cesena quien, en diciembre de 1327 se encontraba en Avignon, prisionero del Papa y sin la posibilidad de acudir a una abadía italiana para participar en los acontecimientos: Eco inventa libremente con respecto al número de peldaños de una escalera, la forma de un edificio, los libros encontrados en la biblioteca, la edad y otros atributos de Guillermo y de Adso: se trata de entidades existentes sólo en el mundo posible de la novela; pero Michele da Cesena es además un personaje del mundo real el cual —en un texto que participa de los rasgos de la novela histórica— debe coincidir "con el mundo posible ficticio de la historia" (27).

Sin embargo, noviembre —en Italia, no en Minnesota— es demasiado temprano. Eco necesitaba la matanza de un cerdo para que uno de los cadáveres sea sumergido en su sangre y pudiera establecerse una conexión intertextual con el Apocalipsis lo cual, luego de la serie de restricciones t emporales conduce a una restricción espacial. Los cerdos no son afaenados hasta el comienzo de la estación fría —al menos así parece que ocurría en la Edad Media— y en noviembre en Italia sólo hace frío en las tierras altas.

Luego, la historia sólo puede ocurrir en las montañas.



   back to home.